Reparación del tronco arterioso

El equipo especializado en cardiología pediátrica de Children's Health se especializa en los procedimientos más recientes para tratar incluso las enfermedades cardíacas pediátricas menos frecuentes y más complejas. Tratamos el tronco arterioso, una afección en la que un bebé nace con solo un vaso sanguíneo principal que sale del corazón y un orificio entre dos cámaras cardíacas.

Con capacitación avanzada y años de experiencia, podemos reparar el corazón de su bebé y brindarle atención continua para maximizar su salud cardíaca.

¿Qué es la reparación del tronco arterioso pediátrico?

La reparación del tronco arterioso es una cirugía a corazón abierto para recién nacidos que garantiza un flujo sanguíneo adecuado hacia los pulmones y el cuerpo. Los cirujanos cardiovasculares pediátricos realizan el procedimiento dentro de los primeros días o semanas de la vida de un bebé para reparar las dos anomalías cardíacas que se producen con el tronco arterioso:

  • Solo sale un vaso sanguíneo grande del corazón, en lugar de dos
  • Una abertura anormal entre las dos cámaras inferiores del corazón (llamada comunicación interventricular)

¿Cuáles son los beneficios de la reparación del tronco arterioso pediátrico?

Con el tronco arterioso, el corazón de un bebé bombea sangre de manera ineficiente, con demasiado flujo a los pulmones y, a veces, muy poca sangre al cuerpo. La afección puede impedir que los bebés crezcan y aumenten de peso como deberían, y algunos bebés pueden enfermarse gravemente. La reparación del tronco arterioso permite que el corazón bombee la cantidad correcta de sangre al cuerpo y a los pulmones

¿Cuáles son los riesgos de la reparación del tronco arterioso pediátrico?

Al igual que con cualquier cirugía a corazón abierto, existe una probabilidad muy pequeña de que el bebé no sobreviva a la cirugía. Este riesgo es mayor si el niño está muy enfermo antes de la cirugía o presenta otros problemas médicos importantes. Las posibles complicaciones, aunque poco frecuentes, incluyen:

  • Accidente cerebrovascular (lesión cerebral)
  • Sangrado
  • Infección
  • Función renal deficiente (temporal)

La reparación del tronco arterioso implica la colocación de una conexión (llamada conducto) entre el ventrículo derecho y la arteria pulmonar. Debido a que el conducto no crecerá, deberá reemplazarse cuando el niño crezca y resulte demasiado pequeño.

¿Cuáles son los indicadores de resultados de Children's Health para la reparación del tronco arterioso pediátrico?

Nuestros resultados para la reparación del tronco arterioso incluyen una tasa de supervivencia del 100 % y estadías en el hospital que son más cortas que los informes de referencia nacionales.

Qué esperar con la reparación del tronco arterioso pediátrico

A menudo, los médicos diagnostican el tronco arterioso a las pocas horas o días después del nacimiento de su bebé. En nuestro Programa de Cardiología Prenatal, los cardiólogos pediátricos a veces diagnostican la afección antes de que nazca el bebé.

Cuidamos a su recién nacido en nuestra CICU (Unidad de Terapia Intensiva de Cardiología) hasta la cirugía. Si su bebé nace en otro hospital, trabajamos con este para llevar a su bebé de manera segura a Children's Health para la cirugía.

Qué esperar antes de la reparación del tronco arterioso pediátrico

En nuestra CICU pediátrica, nuestro equipo brinda atención las 24 horas y controla la afección de su bebé antes y después de la cirugía. Su bebé recibirá alimentación con alto contenido calórico para que gane fuerza. También podemos administrar medicamentos antes de la cirugía para lograr lo siguiente:

  • Fortalecer el corazón de su bebé para que pueda bombear mejor
  • Prevenir la acumulación de líquido en todo el cuerpo

Qué esperar durante la reparación del tronco arterioso pediátrico

La reparación del tronco arterioso es una cirugía a corazón abierto que dura entre cinco y seis horas. Prepárese para pasar el día en nuestro Centro para el corazón. Un miembro del equipo de atención se acercará a la sala de espera familiar para informarle sobre el progreso.

Durante la cirugía, una máquina de circulación extracorpórea se encarga de la función cardíaca de su bebé para suministrar sangre y oxígeno al cuerpo. Nuestros cirujanos cardiovasculares pediátricos realizarán tres procedimientos durante la reparación:

  1. Conectar el ventrículo derecho a la arteria pulmonar con un tubo que tiene una válvula (el conducto).
  2. Cerrar la comunicación interventricular, una abertura anormal entre las cámaras inferiores del corazón.

Qué esperar después de la reparación del tronco arterioso pediátrico

El recién nacido pasará alrededor de tres a cinco semanas en el hospital después de la cirugía. Pasa las primeras una o dos semanas en la CICU pediátrica. Luego, se lo traslada a una habitación regular del hospital durante el resto de su estadía antes de irse a casa.

Antes de darle el alta a su bebé, nuestro equipo de atención le explica cómo cuidarlo en casa. Le proporcionamos instrucciones sobre medicamentos, citas de seguimiento y síntomas a los que debe estar atento.

A medida que su hijo crece, necesitará cirugías o procedimientos mínimamente invasivos para reemplazar el tubo y la válvula implantados. Este reemplazo puede ocurrir más de una vez según la rapidez con la que se desgasten el tubo y la válvula.

¿Qué preguntas debo hacerle a mi proveedor sobre una reparación de tronco arterioso pediátrica?

  • ¿Cuántas reparaciones del tronco arterioso ha realizado?
  • ¿En cuánto tiempo podré ver a mi hijo después de la cirugía?
  • ¿Mi hijo se irá a casa con algún equipo especial después de la reparación del tronco arterioso?
  • ¿Qué servicios de apoyo están disponibles para las familias con un bebé con una cardiopatía congénita?

Médicos y proveedores que realizan reparaciones del tronco arterioso

Nuestros cardiocirujanos, cardiólogos y sus equipos capacitados brindan una atención excepcional con un toque compasivo. Conozca a nuestros proveedores.

Preguntas frecuentes

El cardiólogo controla la salud cardíaca de su hijo mediante imágenes y otras pruebas de diagnóstico cardíaco. Con el monitoreo frecuente, el médico puede encontrar posibles problemas y tratarlos de manera temprana. Cuando su hijo se convierta en adulto, puede pasar a nuestro programa de cardiopatías congénitas en adultos.

  • ¿Qué otros procedimientos necesitará mi hijo?

    El tubo y la válvula que conectan el corazón con la arteria pulmonar no crecerán con su hijo. Su hijo necesitará otra cirugía a corazón abierto para reemplazar esta conexión a medida que crezca.

    Debido a que la válvula o el tubo se desgastan después del primer reemplazo, es posible que su hijo necesite otro reemplazo durante la adolescencia o los primeros años de la adultez. A veces, podemos usar un procedimiento mínimamente invasivo (cateterismo cardíaco) para reemplazar la válvula, de modo que su hijo no necesite cirugía a corazón abierto. El cateterismo cardíaco usa tubos delgados (catéteres) que se insertan a través de un vaso sanguíneo para acceder al corazón. Nuestros cardiólogos intervencionistas pediátricos tienen vasta experiencia en el reemplazo de válvulas cardíacas mediante catéteres.

  • ¿Qué tipo de atención de seguimiento necesitará mi hijo?

    Su hijo deberá ver a un cardiólogo para visitas de seguimiento regulares durante el resto de su vida. El cardiólogo monitorea a su hijo para detectar signos de afecciones cardíacas, como:

    • Ritmo cardíaco irregular (arritmia)
    • Una válvula cardíaca que presenta una fuga
    • Debilitamiento del músculo cardíaco
Powered by Translations.com GlobalLink OneLink Software